Google Remarketing se ha convertido en una de las plataformas más utilizadas entre las empresas B2B y B2C. Según un estudio de AdRoll, apenas el 2% de los consumidores realiza una conversión durante su primera visita a una tienda online. En lugar de renunciar al 98% restante, las campañas de retargeting buscan recuperar a una parte de esos clientes potenciales, dándoles una segunda oportunidad. Pero ¿cómo funciona Google Remarketing?, ¿en qué consiste exactamente esta modalidad publicitaria?

Desde su lanzamiento en el año 2000, las herramientas publicitarias de Google AdWords (Google Ads desde el pasado año) ha sido un gran aliado para las marcas de todos los sectores. Las campañas de remarketing gozan de una enorme popularidad, por su elevada tasa de conversiones y un excelente ROI. Cuando un consumidor potencial visiona un anuncio de retargeting, hay un 70% de probabilidades de que adquiera el producto/servicio en cuestión, según desveló un estudio de Criteo.

Aunque pueda sorprender, 9 de cada 10 especialistas en marketing consideran que el retargeting tiene un desempeño mejor (o por lo menos igual) que el email marketing o el posicionamiento orgánico en buscadores, según el estudio State of the Industry de AdRoll.

¡Espera! ¿Qué es el remarketing y por qué interesa a los ecommerces?

Antes de profundizar en el funcionamiento de Google Remarketing, resulta lógico definir correctamente esta herramienta publicitaria, de creciente uso en el mundo digital.

El remarketing se define como un tipo de campaña dirigida específicamente a un grupo de usuarios que, de forma previa, han visitado un determinado ecommerce, ya sea por tráfico orgánico o pagado. Al realizar esta visita, este grupo ha recibido una cookie de seguimiento, que ha quedado almacenada en su dispositivo de navegación y que permite mostrarle nuevamente los productos visitados a través de anuncios.

Así pues, el remarketing es parecido a dar una segunda oportunidad a esos consumidores que estuvieron a punto de realizar una conversión. En comparación con las campañas de marketing habituales que a menudo se encuentran en Google y Facebook, las de retargeting son muy segmentadas, ya que se dirigen a un público con una característica común: visitaron un sitio web sin realizar ninguna conversión.

Además del beneficio de la segmentación, las campañas de remarketing tienen otras muchas ventajas, como las altas tasas de clicks o el elevado retorno de la inversión para los anunciantes.

¿Cómo funcionan exactamente los anuncios de retargeting?

La pregunta que muchas empresas se formulan es evidente: cómo funciona Google Remarketing. El ‘ciclo de vida’ de estas campañas se compone de tres fases, claramente diferenciadas:

Fase 1: descubrimiento

Un usuario visita y navega por un ecommerce, visita varias categorías y se detiene en uno o varios productos. Sin embargo, no realiza ninguna conversión (adquiere items, cumplimenta formularios de suscripción, etc.) y abandona el site. No obstante, su aventura acaba de comenzar, ya que una cookie ha sido alojada en su dispositivo de navegación.

Fase 2: seguimiento

Cada cookie dispone de una ID única que permite realizar un seguimiento preciso de cualquier usuario y que, por su intrusismo, está regulado por diversas leyes y condiciones (por ejemplo, Cookie Policy). Para las marcas, estas cookies son vitales, pues se incluyen a sus lista de remarketing, para ser utilizadas en una posterior campañas de publicidad PPC.

Fase 3: conversión

Cuando estos usuarios siguen navegando, las cookies ayudan a las marcas a seguirles en su ‘viaje’ por internet, mostrándole anuncios de productos o servicios que anteriormente han visitado, con el fin de que reconsideren su compra. En este última fase, el usuario puede revisar esos productos que llamaron su atención al hacer click en el anuncio, siendo redirigido al ecommerce que visito en el pasado.

Otra pregunta interesante que surge es cómo hacer Google Remarketing. En esencia, Google Ads pone a disposición de los anunciantes tres formas de realizar sus campañas: remarketing de display, remarketing en YouTube y remarketing de búsqueda. La elección del formato dependerá del target y de la estrategia publicitaria de la empresa anunciante. Por ejemplo, una marca de bebidas cuyos consumidores visiten YouTube con frecuencia encontrará muy conveniente utilizar el vídeo marketing para sus campañas de retargeting.

Por motivos de seguridad y privacidad, Google Ads tiene una serie de controles destinados a regular este tipo de publicidad, como los grupos de edad a seguir (edad, sexo, etc.), el período de tiempo que las cookies permanece en las listas de los anunciantes o el número impresiones permitidas.

Estos controles, sin embargo, pretenden únicamente que las campañas de remarketing sean respetuosas con los usuarios y respeten al máximo sus derechos en internet.

¿Hay vida más allá de Google AdWords Remarketing? 3 excelentes alternativas

Aclarado cómo funcionan los anuncios de retargeting, hay que subrayar que Google Ads no tiene el monopolio de esta técnica de promoción. Otras plataformas publicitarias, como Facebook Retargeting, ReTargeter o Perfect Audience, permiten realizar campañas de remarketing con excelente resultados.

Facebook Retargeting

Con unos 2.196 millones de usuarios activos (julio, 2018), Facebook se enorgullece de ser la red social más importante, debido a su largo historial y una comunidad que ofrece infinidad de posibilidades para las marcas. No sorprende, pues, que Facebook Retargeting sea una alternativa muy interesante a Google Ads.

Las audiencias personalizadas de Facebook ofrecen flexibilidad, permitiendo crear listas separadas para diferentes tipos de usuarios que han visitado un sitio web determinado. Asimismo, la red social de Zuckerberg es idónea para utilizar listas de suscriptores en las campañas de retargeting.

ReTargeter

Desde su creación en 2009, ReTargeter ha plantado cara a Google Ads, atrayendo a empresas anunciantes como Zendesk o Hireology, lo que demuestra la efectividad de sus soluciones en retargeting. Una de las fortalezas de ReTargeter es su compatibilidad con Facebook. Asimismo, es posible usar un servicio de retargeting de CRM a partir de contactos y listas de suscripción.

Perfect Audience

Otra interesante alternativa a Google Ads es Perfect Audience, que ofrece soluciones eficaces para realizar campañas de retargeting en dispositivos móviles, en Facebook y en otros canales. Uno de sus puntos fuertes es la posibilidad de segmentar más a la audiencia, no limitándose a mostrar anuncios de remarketing a visitantes de una web, sino sólo a quienes hayan visitado categorías y landing pages específicas.

Las empresas que acaben de descubrir cómo funciona Google Remarketing no deben perder tiempo en poner en lanzar una campaña, pues sus resultados superarán sus expectativas. Por otra parte, utilizar esta modalidad de marketing es vital para competir en igualdad de condiciones con los rivales, ya que el 49% de las marcas y el 68% de las agencias de publicidad dedica una parte de sus presupuestos al remarketing, según un estudio de Incite Group

A pesar de sus grandes ventajas, las campañas de retargeting tiene algunos inconvenientes que deben considerarse antes de lanzar una campaña, como su caracter invasivo, la lentitud en el desarrollo de la estrategia o la imposibilidad de llegar a nuevos usuarios, todo lo cual tiene un impacto negativo tanto en la marca como en sus consumidores potenciales.

 

Fuente imagen: https://dribbble.com/tiff-makes-things