Todos los ecommerce se inspiran en Amazon antes o después. Tal es el atractivo y la potencia de esta marca a escala mundial. Hagamos lo que hagamos, Amazon llega siempre primero.

Amazon ha cautivado al público durante durante más de una década, hasta tal punto que se ha convertido en una figura completamente integrada en nuestras vidas. Lo que comenzó en los Estados Unidos ha llegado ahora a casi todo el mundo. No es de extrañar que Jeff Bezos (cofundador de Amazon) lidere los rankings de personas más ricas del mundo.

Independientemente de su tamaño o longevidad, Amazon siempre ha inspirado y seguirá inspirando a todos los propietarios de negocios en línea.

No importa si estás buscando ideas sobre el diseño de tu ecommerce, las entregas, el tipo de oferta, la variedad de vendedores o la experiencia de usuario. Amazon siempre va a ser una buena fuente de inspiración con la que hacer crecer nuestro negocio.

Para simplificarte las cosas, hemos recopilado algunas lecciones que puedes aplicar en tu tienda:

La importancia de una visión a largo plazo

Lo que comenzó como una mera librería en línea ha crecido exponencialmente hasta convertirse en el principal ecommerce a nivel global. Jeff Bezos afirma que incluso desde el principio, Amazon siempre quiso convertirse en un depósito de todo tipo de producto, y no sólo de libros.

Amazon salió a la luz en 1997, cuando aún registraba pérdidas. Poco después, sus acciones se dispararon en un 5600%. Imagina el cambio.

Cualquier negocio que quiera centrarse en su cliente y situarlos en el centro de estrategia tiene que estar dispuesta a pensar a largo plazo. En realidad, eso es mucho más complicado y raro de lo que podría parecer en un primer momento. La mayoría de iniciativas que emprendemos puede tardar de cinco a siete años antes de que la empresa empiece a conseguir beneficio.

La paciencia es clave

Amazon alcanzó la primera etapa de ganancias en el año 2001, siete años después de su fundación. ¿Te imaginas los niveles de paciencia del equipo y del propio fundador, Jeff Bezos? Y mira cómo han cambiado las cosas ahora.

Ergo, paciencia es la palabra clave aquí. Cuanta más, mejor. No te centres en conseguir objetivos cortoplacistas. Resolver los problemas de los clientes y ofrecer un servicio de calidad son dos aspectos que tienen que estar en lo más alto de tu lista de prioridades.

En su día, Amazon hizo algunas apuestas a largo plazo en servicios que entonces eran tan recientes como Kindle Fire, Amazon Web Services y Amazon Prime sin la garantía de una rentabilidad instantánea. El único objetivo era innovar y dar a los clientes algo nuevo.

¿Y cuánta gente tiene contratado Amazon Prime a día de hoy? No sólo eso, Kindle se ha convertido en un nombre muy conocido. Y Bezos a menudo proclama que la compañía ha tenido 3 ideas clave en el transcurso de 18 años y que éstas son las que han potenciado. Éstas son: Poner al cliente por delante de todo lo demás, inventar cosas nuevas con regularidad y ser paciente.

Haz las adquisiciones a tiempo

Pongamos que eres una empresa de marketing digital especializada en desarrollo web y a la que le va muy bien en su campo. De repente, surge un competidor que empieza a llamar la atención porque hacen desarrollos de Magento muy interesantes y a muy buen precio. Si te lo puedes permitir, no deberías esperar a que crezcan.

En este tipo de situaciones, lo adecuado es adquirirlos lo antes posible. No sólo disminuyes tu competencia, sino que también amplias tu cartera y consigues un nuevo equipo de especialistas. Es una situación en la que todo el mundo ganan.

En este mercado tan frenético, las adquisiciones ocurren constantemente. Incluso las marcas más grandes se han dado cuenta de que éste es el camino a seguir.

Si eres una empresa de marketing digital a la que le va muy bien en su campo. De repente se encuentra una nueva empresa de desarrollo de comercio electrónico de magento que está levantando muchas cejas debido a los altos estándares de calidad a precios razonables. ¿A qué te dedicas? No esperas a que crezcan.

Usted los adquiere al instante; no sólo disminuirá su competencia, sino que también ampliará su cartera y conseguirá un equipo de especialistas en Woocommerce también en el trato. Es una situación en la que todos ganan, ¿no?

Y en este frenético mercado de arranque actual, las adquisiciones están ocurriendo a diario. Incluso las marcas más grandes se han dado cuenta de que éste es el camino a seguir: acabar con la competencia y extender tus servicios a una gama más amplia de consumidores. Ejemplos entre las grandes empresas hay muchos: Facebook adquiriendo WhatsApp e Instagram; Apple adquiriendo Shazam o Flipkart adquiriendo Myntra.

Amazon ha comprado no menos de 30 otras marcas en sus casi 20 años en el mercado. Algunas adiciones notables incluyen IMDB, Goodreads, Exchange.com, Zappos, Twitch.tv y más.

Concéntrate en lo que quieren tus clientes

Amazon es un buen ejemplo de que centrarse en el cliente funciona. Cuando Amazon lanzó su servicio Prime en el año 2005, fue recibido con críticas muy favorables, mientras que muchos expertos habían augurado una mala acogida.

Sí, Prime lleva en marcha mucho tiempo. No lo parece, ¿verdad? Poco a poco, este nuevo concepto se ha convertido en algo esencial, ya que la marca no sólo empezó a escuchar lo que los clientes tenían que decir, sino que también hizo los cambios necesarios en su política. El personal de Amazon se dio cuenta de que el envío súper rápido y fiable se convertiría en un factor diferenciador en el futuro.

De hecho, este factor ya ha desbancado a gigantes de la venta al por menor. Se demostró que Amazon tenía razón, ya que Prime es uno de los programas de miembros más utilizados en todo el mundo.

Innova constantemente

Jeff Bezos se lo toma muy en serio. Él y su equipo se proponen crear productos y servicios que funcionen independientemente de los gustos de los consumidores.

Las empresas que hoy en día son unidimensionales en su enfoque no obtienen beneficios a largo plazo. Por supuesto, temporalmente, podrían ganar suficiente dinero para mantenerse; sin embargo, una marca que innova y se adapta de acuerdo a los cambios demográficos, es la que se convierte en un player relevante a largo plazo.

Si Amazon está haciendo algo, otras marcas tendrán que hacer lo mismo. Es por eso que Amazon se ha lanzado a sectores que no tienen nada que ver con su estrategia inicial. También ha dado como resultado que la marca sea propietaria de una gama de productos y servicios amplísimo (como las compras con un solo clic, Goodreads o Kindle).

No sólo eso, desde el año 1996, Amazon introdujo un programa de afiliados que permite a otras marcas publicitar sus productos y llevarse una comisión por cada venta. Esto les permitió aumentar su base de seguidores y generar nuevas ventas.

¡Imagínatelo! Todo lo que ha venido después en lo relativo al marketing de afiliación, viene de ahí.

Además, Amazon siempre reconoce rápidamente las nuevas tendencias internacionales y a los players con una dirección creativa y ejecutiva digna de imitar. El mejor ejemplo sería AmazonFresh, que permite a los usuarios pedir toda una nueva gama de productos, como artículos para el hogar, alimentos, electrónica y mucho más.

AmazonFresh se creó como respuesta al aumento de las marcas de distribución de alimentación en todo el país, a las que los consumidores se estaban acostumbrando positivamente.

No dejes que el fracaso te haga dejar de experimentar

Esto no es sólo la regla útil para cualquier momento de tu vida, sino que se aplica muy bien a las empresas online de todo el mundo. En este sentido, Amazon es una de las mayores inspiraciones.

La experimentación constante y la innovación eran un punto clave en la lista de cosas por hacer de Jeff Bezos. Por mera estadística, alguna iniciativa tiene que salir mal. No todas las nuevas ideas pueden convertirse en una tendencia en el mercado, ¿verdad? En 1999, Amazon lanzó su servicio de subastas y desembolsaron cantidades ingentes de dinero para atraer usuarios.

Sin embargo, la decisión resultó contraproducente, ya que a nadie le gustó la idea. Esto provocó una pérdida masiva de recursos y de la inversión que se había hecho.

Para adaptarse a esto, Jeff Bezos y su equipo transformaron ‘Autions’ en zShops, que en última instancia se convirtió en el marketplace de Amazon. Este marketplace representa, hoy en día, no menos del 40% del total del negocio de esta empresa.

Identifica riesgos a tiempo (y elimínalos)

Hay un mito común que dice que a cierto tipo de empresario le gusta correr riesgo. Puede ser cierto en algunos casos, pero generalmente, todos los empresarios exitosos tienen una cosa en común: identificar lo que es arriesgado y lo que es demasiado arriesgado y eliminar las posibilidades descabelladas.

En palabras de Jeff Bezos: “A los buenos empresarios no les gusta el riesgo; buscan reducirlo… Crear una empresa ya es arriesgado, y luego tienes que eliminar el riesgo poco a poco… es necesario identificar sistemáticamente el riesgo y luego, a medida que la empresa se hace más grande y robusta, se puede empezar a tomar riesgos de nuevo. Pero, durante los primeros días, el enfoque debería ser de reducirlo lo máximo posible.

Invierte a lo grande en fomentar relaciones

Con el Fulfillment By Amazon (FBA), muchos vendedores han encontrado una oportunidad estupenda de conseguir beneficios dejando todo el trabajo duro a Amazon. Amazon almacena los productos, los empaqueta y los envío directamente a los clientes. Esto ha resultado ser una gran ayuda para los propietarios de tiendas pequeñas y medianas de todo el mundo. ¿Te imaginas las cifras detrás de este acuerdo?

No sólo eso: estos vendedores tienen acceso a beneficios como Amazon Prime, envío gratuito, entregas internacionales, devoluciones sin problemas y mucho más.

Esto ha permitido a Amazon dar la mano a un número ilimitado de empresas a nivel internacional, dándoles poder y haciéndolas autosuficientes hasta cierto punto, a la vez que mejoran su mercado general, su gama de productos y todo lo que no.

Siempre da un poco más de lo que esperan de ti

¿Cómo se hace esto?

Una vez, a un cliente de Amazon le robaron su consola PlayStation del porche porque no pudo llegar a tiempo a casa. Al darse cuenta, se puso en contacto con Amazon.

Lo que le siguió le sorprendió. Amazon no sólo fue lo suficientemente cortés como para considerar su caso, sino que le envió una nueva PlayStation ese mismo día. Lo mejor de todo es que no le cobraron ni un centavo.

Con esto, Amazon consiguió un fan para toda la vida y un cliente a largo plazo. Este tipo de acciones son las que transforman a un cliente ordinario en alguien que será embajador de tu marca durante años.