En artículos anteriores ya te hemos contado qué es un marketplace. En este post hablaremos de los dos principales marketplaces: Amazon e eBay, y las ventajas y desventajas que supone vender en ellos.

Ventajas de vender en Amazon e eBay

Mayor potencial de ventas gracias a un alto tráfico

No es ningún secreto que tanto Amazon como eBay tienen mucho tráfico. Su audiencia tiende a ser leal a estas plataformas y a comprar en consecuencia. Y esto es algo de lo que te quieres aprovechar.

¿De cuánto tráfico estamos hablando, exactamente? Bueno, Amazon recibe unos 184 millones de visitantes al mes, mientras que eBay atrae a unos 164 millones de compradores activos.

Fuentes de Amazon afirman que los negocios que venden en su marketplace experimentan un aumento medio del 50 % en sus ventas.

Más fácil encontrar y conseguir nuevos clientes

La verdad es que nadie que entra en un marketplace está buscando específicamente tu tienda. Así no es como funciona, lo siento. PERO – estos marketplaces abren la puerta a que te descubran.

Amazon y eBay te ofrecen la oportunidad de una primera introducción, la mayoría de las veces a clientes que de otra manera nunca te habrían conocido. Una vez que hayas establecido esa conexión, ¡tendrás la oportunidad de convertirlos en clientes recurrentes!

La mayoría de clientes prefieren comprar en marketplaces

Los hechos son los hechos. Y la verdad es que muchas personas prefieren hacer sus compras a través de marketplaces. Amazon y eBay ofrecen variedad, y han hecho todo el trabajo duro que los ha llevado a establecerse como plataformas cómodas y de confianza.

Los clientes quieren que las compras sean fáciles e indoloras. Les gusta saber qué esperar. Estos grandes marketplaces les ofrecen esa fiabilidad.

Desventajas de vender en Amazon e eBay

Si bien estos marketplaces ofrecen a sus proveedores una gran cantidad de beneficios, hay algunos inconvenientes a considerar.

Comisiones del marketplace

La investigación es la clave aquí. Mientras que estos marketplaces pueden ayudarte a aumentar tus ventas, tienes que tener cuidado de seguir generando beneficio.

Las tarifas que establecen los marketplaces suelen ser un porcentaje de cada venta. Esto puede variar de una plataforma a otra.

Algo a tener en cuenta: en categorías muy vendidas y de bajo margen, estas cifras pueden no cuadrarte a la larga. ¡Así que asegúrate de hacer números antes de empezar a vender!

Control limitado

Es importante tener en cuenta que estos marketplaces no existen necesariamente para ayudarte. Al fin y al cabo, lo que realmente quieren es generar negocio (y tú no siempre vas a ser el desencadenante de ello). Eso no quiere decir que no tengan sus ventajas, pero es prudente ser consciente de objetivo final.

La atención se centra principalmente en los productos, no en los vendedores. Por lo tanto, es posible que pongan en práctica algunas restricciones sobre la manera en que puedes:

  • Potenciar tu marca
  • Comunicarte con tus clientes
  • Vender productos: pueden limitar qué productos permiten y qué productos no te permiten vender.

Otra cosa a tener en cuenta es que no hay nada que les impida coger tu puesto. Si identifican que un producto en particular funciona bien, pueden decidir almacenar el producto ellos mismos y empezar a venderlo por su cuenta, multiplicando así la competencia.

Gestión del inventario

Los marketplaces son un canal de venta más. Por lo general, este punto de venta no puede configurarse para que se sincronice con el carrito de la compra de tu ecommerce. Esto supondrá que tendrás que sincronizar tu catálogo, stock, transportistas y demás con el marketplace, lo que puede suponer un dolor de cabeza adicional.